Electroestimulación, qué es, beneficios y contraindicaciones

Cómo la electroestimulación nos permite conseguir un efecto analgésico, reducir el dolor, o potenciar nuestra musculatura.


electroestimulacion-que-es-beneficios-y-contraindicaciones

Qué es la electroestimulación y para qué sirve

La electroestimulación es una terapia que consiste en aplicar pequeños impulsos eléctricos a nuestro organismo a través de unos electrodos que se colocan sobre la piel.
El objetivo que se persigue con la electroestimulación es conseguir una reducción del dolor y/o una estimulación de la masa muscular. Es por tanto una técnica que se usa frecuentemente durante el entrenamiento enfocado al fitness, en personas que quieren mejorar su estética, fortalecer la musculatura en la zona abdominal o aumentar volumen muscular. Sirven también como ayuda a los entrenamientos deportivos.

Cómo funciona la Electroestimulación

Se utilizan unos aparatos denominados electroestimuladores.

Básicamente existen dos formas de electroestimulación que difieren entre ellas en la frecuencia de emisión, ya que según se use una frecuencia más alta o más baja se excitarán unas terminaciones nerviosas u otras.

De este modo, si el objetivo es una reducción de un dolor agudo o crónico y producir una estimulación analgésica, debemos utilizar una Electroestimulación TENS (Transcutaneous Electrical Nerve Stimulation).

Por otra parte, si lo que queremos es fortalecer la musculatura, rehabilitar tras una atrofia o falta de ejercicio (ej. tras un tiempo con una escayola), deberemos optar por una Electroestimulación EMS (Electrical Muscle Stimulator).

En qué cosiste la Electroestimulación TENS

Está electroestimulación se basa en la Teoría de la Compuerta del Dolor propuesta por R. Melzack y P. Wall en 1.965.

Según esta teoría, cuando tenemos daño en alguna parte de nuestro cuerpo, se transmite una información de dolor a través de unas vías denominadas nociceptivas y que son básicamente las fibras Aδ y la fibra C.
Seguramente recordaremos que cuando en alguna ocasión nos hemos hecho daño, la primera reacción que tenemos es la de frotarnos en la zona dañada, lo que nos hace aliviar el dolor. Al hacer esto, lo que realmente estamos haciendo es activar otra fibra, en este caso, no-nociceptivas (que no transmite señal de dolor) denominada fibra Aβ y que, durante su recorrido hacia el hipotálamo, coincide con las fibras Aδ y C (las que transmiten el dolor), en concreto en una zona denominada sustancia gelatinosa.

Teoria-Compuerta-Dolor

Es justo aquí donde la fibra Aβ activa una neurona inhibitoria que bloquea la comunicación procedente de las fibras Aδ y C, es decir, “cierra la puerta” haciendo que la sensación del dolor no llegue a nuestro cerebro.

Pues bien, la electroestimulación TENS, es una estimulación de alta frecuencia y baja intensidad que produce una sensación de hormigueo o parestesia en la zona dañada produciendo una estimulación de estas fibras Aβ no-nociceptivas y por tanto reduciendo la sensación de dolor.

La estimulación TENS también tiene la opción de ser usada en baja frecuencia de forma que provoque la segregación de endorfinas u opiáceos endógenos que actúan reduciendo también el efecto doloroso del daño.

En qué cosiste la Electroestimulación Muscular EMS

En el caso de este tipo de electroestimulación muscular lo que hacemos en estimular el músculo propiamente dicho, es decir, produce contracción muscular, haciendo que éste se mueva de igual forma a como lo haría si el cerebro diese la orden de hacerlo. Son por tanto los impulsos eléctricos los que provocan contracciones musculares.
Tiene por tanto una aplicación totalmente distinta, ya que el objetivo en este caso es reclutar fibra muscular, mover el músculo para su rehabilitación.
Se suele hablar generalmente de una electroestimulación deportiva, ya que es muy utilizada en deportistas, para aumentar la fuerza muscular, mejorar el tono muscular y el rendimiento deportivo aunque esto no significa que se deba obviar el ejercicio físico, todo lo contrario. Aunque se pueda hacer un entrenamiento con electroestimulación deportiva, se debe seguir siempre con nuestro entrenamiento habitual de todos los días aunque con especial precaución cuando son ejercicios de alta intensidad.

Beneficios de la Electroestimulación

La electroestimulación aporta grandes beneficios a nuestra salud.

  • Reducción o mitigación del dolor mediante la electroestimulación TENS. Podemos actuar sobre dolor en diferentes partes del cuerpo, parte inferior de la espalda, ciática e incluso dolores menstruales.
  • Rehabilitación de la musculatura tras un periodo de atrofia.
  • Aumentar la fuerza y potencia de nuestros músculos.
  • Rehabilitación tras lesiones musculares
  • Aumentar el tono muscular, fitness.

No obstante no debemos esperar resultados inmediatos. Como ocurre con este tipo de técnicas de ayuda al ejercicio, se tarda un tiempo en empezar resultados tales como un aumento de volumen.

Contraindicaciones de la Electroestimulación

Aunque la electroestimulación muscular es una técnica segura, no debe aplicarse en:

  • Personas con marcapasos.
  • Pacientes epilépticos.
  • Mujeres embarazadas, al menos si una previa consulta con el especialista.
  • Hernias inguinales o abdominales

Precauciones

Además de las contraindicaciones mencionadas, no olvidemos que debemos tener una serie de precauciones como son:

  • Evitar colocar los electrodos cerca del tórax y corazón.
  • No usar en casos de arritmias.
  • No colocar los electrodos cerca del cuello.
  • Evitar poner un electrodo en un brazo y otro en el otro ya que la corriente podría atravesar el ancho del cuerpo, pasando por el corazón.

Poor último hay que tener en cuenta que un electroestimulador supone tratamiento sintomático ya que suprime la sensación de dolor, pero no tiene un efecto curativo como tal.
Es importante tener en cuenta este punto ya que no sustituye a ninguna terapia medicamentosa prescrita por un especialista o recomendada por un farmacéutico.

Parámetros de la electroestimulación

señora-tomando-sesion-electroestimulacion

Los parámetros que se manejan en electroestimulación muscular son básicamente tres:

Frecuencia:
Es el número de pulsos por segundo que envía el aparato a los electrodos. Se expresa en hercios (Hz).

Amplitud de Pulso:
Es la duración que tiene el impulso eléctrico que está enviando a los electrodos y se mide en microsegundos (µs). (Un µs es una millonésima parte de 1 segundo)

Amplitud de Pulso:
Es la cantidad de electricidad que estamos enviando al electrodo y se mide en mA (miliamperios). Se suele usar a un valor suficientemente alto, pero sin llegar a producir dolor en el paciente.

Cómo usar un electroestimulador en casa

Hoy en día es posible adquirir un equipo para hacer electroestimulación muscular casa sin necesidad de tener que ir a un fisioterapeuta. Hay que tener cuidado a la hora de manejar el equipo.

electroestimulacion-en-casa
  • Leer bien las instrucciones y empezar con baja intensidad.
  • No olvidar las contraindicaciones y las precauciones mencionadas.
  • Colocar los electrodos cerca de la zona que produce el dolor, siempre que ésta no esté dañada.
  • Los electrodos deben estar siempre en el mismo grupo muscular, sin cruzar de lado a la lado del cuerpo.
  • Idealmente, el electrodo se debe colocar sobre el punto motor, siendo este la zona en la que más excitación produce con menor intensidad. Localizar el punto motor no es fácil y para ello su suele emplear un gel para ir desplazando el electrodo sobre él y ver en qué momento hay una mayor actividad muscular.

Qué electroestimulador muscular comprar

Existe en el mercado una gran variabilidad de equipos y modelos. En esta página puedes ver un listado de los mejores equipos que se pueden comprar para hacer electroestimulacion en casa y donde se describen características, diferencias y recomendaciones de cada uno de ellos.